Un trabajador de la construcción fue brutalmente asesinado y dos personas, entre ellos el pastor de una iglesia evangélica, resultaron heridos, en una emboscada la noche del pasado miércoles en el sector Primero de Mayo del municipio Anaco.

El chuleta fue identificado como Héctor Romero (40), vecino de la referida comunidad. Romero, al parecer intentaba huir de sus matones, quienes se trasladaban en una motonave, cuando los bichitos los interceptaron antes de ingresar a la iglesia y ante to’ el mundo efectuaron múltiples disparos donde salieron heridas dos personas.

De inmediato, vecinos socorrieron a todos los baleados y los trasladaron a la emergencia del hospital Jesús Angulo Rivas de Anaco, donde Romero finalmente ingresó sin signos vitales. Se conoció que el fallecido era directivo del Sindicato Único de Trabajadores y Trabajadoras de la Industria de la Construcción.
ALVARADO