En una total incertidumbre viven los panitas de la urbanización Fundación Mendoza, de Barcelona, debido a la falta de agua potable en el sector, pues en cualquier momento les cortan el suministro.
El convive José Jerónimo Ortega, quien tiene un negocito de tamales en su casa, desembuchó que se ve afectado de manera directa por la situación ya que suspenden el servicio súbitamente durante horas.
A su vez, la jevita Geyse Patiño poteó que en horas de la noche no llega el agua sino hasta en horas de la mañana del día siguiente, alegando que en su ranchito la situación es más grave ya que la presión de las bombas eléctricas impide que le llegue un poquitico de agua.
Debido al mal aspecto, algunos optan por hervir el vital líquido o filtrarlo, como medidas de salud, sin embargo, este no es el único sector de Barcelona que se ve afectado, pues los habitantes de los Tronconales afirman padecer irregularidades de manera constante.
Por su parte, la chiva de Hidrocaribe, Beatriz Marcano no quiso soltar ninguna información al respecto cuando se le llamó a su cuernófono.
Y. TIAPA