Un milagro con nombre y apellido permanece acosta’o en una de las camas de la emergencia del Hospital Universitario de Maracaibo. Como si se tratara del mismísimo Lázaro, el zuliano José Araujo regresó del más allá, soltó Panorama. El vejuco de 78 años fue declara’o muerto cerca de las 4:00 de la tarde del viernes. La neumonía que lo consumía le ganó la batalla. El llanto de su familia era de un dolor desgarrador.

Afuera de la emergencia, todos se abrazaban para consolarse, hasta que una de las nietas del tipo salió corriendo, diciendo ¡está vivo!. La noticia de la resurrección corrió como pan caliente.