Harry Kane salvó la patria en el enfrentamiento de Inglaterra ante la selección de Túnez. El delantero  anotó el gol de la victoria en el minuto 91, acabando con el empate 1-1 con los tunecinos. El primer gol del chamito Kane llegó en el 11’.

El combo de Nabil Maâloul se encontró con un penalti regalado por Walker y casi le vale para sacar un punto en la tabla.

La debilidad de Túnez en el juego aéreo benefició al conjunto inglés quienes aprovecharon la pelota parada para anotar los dos tantos, por su parte, “Las Águilas de Cartago” perdieron a su guardameta Hassen, quien tuvo que salir del enfrentamiento por lesión.

Túnez e Inglaterra seguirán la travesía de Rusia el próximo sábado y domingo, cuando se enfrenten ante las selecciones de Bélgica y Panamá respectivamente.

Agencias