Personal de enfermería del Hospital Dr. Luis Razetti se pusieron la peluca porque no van a seguir calándose que los llamen ladrones sin tener las más mínimas pruebas de tales betas.

Mirna Laya, gerente de enfermería del complejo hospitalario, soltó con to’a la rabia del mundo que el pasa’o viernes empartola’os del Cicpc, Sebin y el diputa’o Francisco Cortiz se llevaron de mala gana a tres enfermeras pa’ que pasaran roncha siendo inocentes.

“No somos ladronas, aquí trabajamos con las uñas y no vamos a calarnos esas ofensas. Estaremos de brazos caídos hasta que ese diputado y el concejal Irán Mujica, vengan a hablar con las autoridades del hospital para esclarecer todo esto”, soltó Laya.

Por otro la’o potearon que desde hace tres meses no llega na’ pa’ atender a los pacientes así que tanto los batas blancas como enfermeros hacen milagros para poder chequear a las personas que llegan al lugar.