Ricardo Gareca es quien llevó a Perú al Mundial. Sin embargo, la historia no siempre fue tan buena con él. El aliado de Pablo Escobar, “Popeye”, relató que la vida del “Tigre” estuvo en peligro cuando el narcotraficante Pablo Escobar puso los ojos en él.

Según desembuchó, el narcotraficante planeaba un ataque contra los “Diablos Rojos”, combete donde jugaba en ese entonces Ricardo Gareca. ¿Por qué? El club era del cartel de Cali, rivales de Pablo Escobar, y quiso mandarle “sustitos” a los jugadores. El Cartel de Cali ya había mandado una bomba a la familia de Escobar y él quería venganza.

“Ricardo Gareca siempre estuvo en la mira del ‘Patrón’. Sin embargo, no llegaron a él. Su amor por el fútbol lo salvó, pues a él y a los otros jugadores de América de Cali se contempló enviarles carros bomba”, señaló.

Si bien no atacó a Gareca, si mató a la familia del medio campista de “Diablos Rojos”, Pedro Enrique Sarmiento. Por un poco y la historia del Mundial Rusia 2018 iba a cambiar totalmente.