Casi se repite el lamentable caso de Andrés Escobar en Colombia en 1994, pero esta vez en 2019 y en Sierra Leona.

El beta es con Umaru Bangura, defensa y capitán de la selección de Sierra Leona, que enfrentó a Liberia y perdieron 3-1 el partido de vuelta. En la ida, Sierra Leona había ganado 1-0, pero la razón de la furia de los hinchas contra Bangura fue un penal.

Resulta que terminando el juego, a Bangura le encomiendan cobrar un penal a favor de su equipo nacional y lo falló, dejando por fuera a ese país de la carrera a Catar 2022. De haber anotado, los números le daban a ese equipo pa’ salir de ronda y seguir.

La hinchada cayó a piedras la casa del capitán de esa selección, quien justamente estaba ahí. Hasta canciones de burla sacaron por ese beta todo loco.

“Fue uno de los peores días de mi vida. No podía salir, no esperaba este tipo de hostilidad hacia mí. Hice mi trabajo al lanzar el penalti como capitán que soy. Estoy muy decepcionado. Pido que me perdonen”, poteó el jugador en una entrevista.

 

Redacción